Diciembre 10th, 2018

Las ventas oficiales apaciguaron al dólar, que subió 16 ctvs. a $ 20,36

Luego de tocar su récord intradiario en los $ 20,50 en el inicio de la rueda, las ventas oficiales apaciguaron al dólar que subió sólo 16 centavos y cerró a $ 20,36 en bancos y casas de cambio según el promedio de ámbito.com.

De esta manera, el billete acumuló un alza de 41 centavos en las últimas dos ruedas y terminó la semana con un avance de 53 centavos en la semana ante un panorama internacional negativo y erráticos números de la economía local.

En esta última rueda, el minorista no acompañó al Mercado Único y Libre de Cambios (MULC), donde la divisa recortó su suba inicial y terminó estable a $ 20 debido a que en el último tramo de la rueda ventas de bancos públicos barrieron con la resistencia de la demanda. Con este resultado, avanzó 48 centavos y medio en la semana.

En este contexto, el Banco Nación que estuvo ofertando la divisa -operadores estiman que vendió cerca de u$s 400 millones- y en un momento se llegó a operar en el máximo, que fue $ 20,295. Sobre el final, incluso, la entidad vendió agrediendo a los compradores hasta que llegó a ‘torcerles el brazo’, cerrando el tipo de cambio del dólar mayorista a $ 19,98 vendedor para la transferencia, casi a los mismos precios que la víspera, y el billete a $ 20,25 vendedor”, informaron desde ABC Mercado de Cambios.

Resaltaron que los mercados “siguen alterados tanto a nivel local donde los inversores continúan saliendo de activos nominados en pesos pese a las altas tasa de interés como en el mundo, en particular en los países emergentes (el real se devaluó un 1%, el peso mexicano cayó un 0,5% y el peso chileno bajó un 0,4%)”.

“La demanda de bancos, empresas e inversores que están comprando por cambio de carteras pesificadas a dolarizadas se produjo a raíz de que los inversores están buscando activos más estables, pero también hay que tener en consideración que el volumen que se estaba invirtiendo en pesos, en tasas de interés sigue siendo muy superior a lo que materialmente -por coberturas en moneda dura- se pueden dar vuelta a pesar de tomar pérdidas significativas”, explicó el analista Fernando Izzo.

El inicio de la rueda mostró la escasa profundidad de la oferta de dólares en el sector donde intervienen los grandes jugadores y en consecuencia lo precios tuvieron fuertes subas que le hicieron alcanzar máximos en los $ 20,315, un registro que superó todos los anteriores.

Fue ese nivel de precios que estimuló la aparición de órdenes de venta que diluyeron la suba inicial pero sin provocar una baja importante de la cotización. La intervención de los bancos oficiales con cierta intensidad verificada en la última hora de operaciones, sin embargo, barrió con la resistencia de la demanda generando una caída del dólar que lo acomodó al mismo nivel que la jornada previa. El volumen operado fue de u$s 880 millones.

El analista Gustavo Quintana indicó que “la esperada intervención oficia desarticuló la fuerte presión sobre el tipo de cambio que rozó por momentos nuevos récord en niveles que ya comienzan a generar ruidos en el resto de las variables económicas”.

Puntualizó que “el clima internacional sigue generando dudas entre inversores y ahorristas y en consecuencia la dolarización es el resultado previsible de un momento de alta incertidumbre internacional cuyos resultados todavía son difíciles de mensurar”.

Así, la divisa terminó la primera quincena del mes en los niveles más altos desde la salida de la Convertibilidad de la mano de una vigorosa demanda destinada a dolarizar portafolios de inversión.

En el mercado de dinero entre bancos, el “call money” operó estable a un promedio del 26,25% TNA y en “swaps” cambiarios se pactaron u$s 104 millones para tomar y/o colocar fondos en pesos, mediante el uso de compra-venta de dólares para el miércoles próximo. Las Lebac en el circuito secundario se operaban al plazo de 12 días en el entorno de 27,00 % TNA, la de 40 días al 26,80 % y la de 250 días al 25,20 % TNA.

En el Rofex, donde se operaron u$s 880 millones, más del 50 % se operó a fin de febrero a $ 20,36 con una tasa implícita de 33,65% TNA y el plazo más largo fue junio, que cerró a $ 21,68 a una tasa del 22% TNA.

Por su parte, en la plaza paralela, el blue ascendió 30 centavos y cerró a 20,23, con lo que en la semana registró un avance de 32 centavos, según el relevamiento de este medio en cuevas del microcentro porteño. En tanto, el “contado con liqui” avanzó tres centavos a $ 20,03.

Por último, las reservas del Banco Central aumentaron u$s 22 millones hasta los u$s 62.587 millones.

Nota original de ambito

También te puede interesar: