Diciembre 12th, 2018

El dólar extiende su rally alcista: aumenta otros nueve centavos al récord de $ 18,70

El dólar extiende su rally alcista y sube este miércoles otros nueve centavos al nuevo récord de $ 18,70 en bancos y agencias de la city porteña, según el promedio de ámbito.com.

La minicorrida del billete anotó ayer un nuevo capítulo en el inicio de la última semana del año, al registrar un salto de 27 centavos para alcanzar el récord de $ 18,61 en bancos y agencias de la city porteña, según el promedio de ámbito.com.

Con el estímulo de las compras por turismo y atesoramiento, más la demanda de bancos (que salieron a nivelar posiciones de liquidez), y empresas (para pagar obligaciones al exterior y girar dividendos), el billete marcó así su mayor suba diaria en siete meses, en un contexto de escasa participación de vendedores.

Además, acumuló en solo dos semanas un alza de 96 centavos (+5,4%), aunque en el año aún se posiciona por debajo de la inflación: apenas aumenta un 15%, frente a un aumento de precios en torno al 23%.

En el mercado mayorista, la divisa escaló 25 centavos a $ 18,36, su nuevo máximo histórico, impulsada por incesantes órdenes de compra que no encontraron respaldo en la punta vendedora, explicaron en el mercado. El Banco Nación fijó el cierre del dólar mayorista a $ 18,3350 vendedor para la transferencia (y el billete a $ 18,55).

“Es una minicorrida para torear al Banco Central, que se espera le ponga techo al tipo de cambio, entre $ 18,50 y $ 19. El mercado se olvidó de la tasa de interés y estuvo muy demandado, un 50% por órdenes genuinas, y el resto por miedo a que siga subiendo”, dijo a ámbito.com un operador.

“A mi entender ahora hay que dar señales oficiales sino seguirá aumentado, y los derivados le van a pegar a la inflación”, advirtió.

La divisa norteamericana se mantuvo operando al alza durante toda la jornada en un escenario de baja presencia de la oferta genuina. Una de las principales fuentes de ingresos de divisas proviene de los exportadores de cereales y oleaginosas, que vienen flaqueando en el último tiempo.

Puntualmente, la semana pasada este sector liquidó un 64% menos que en los cinco días hábiles anteriores, al desembolsar apenas u$s 129,5 millones, contra los u$s 358,9 millones previos. En consecuencia, los ingresos del agro caen aproximadamente poco más de un 13% en el año respecto a igual período de 2016.

Los precios del dólar mayorista se movieron siempre en sentido ascendente y reflejaron el grado de apetito por cubrir posiciones con moneda extranjera, dijo el analista Gustavo Quintana.

Los mínimos se anotaron en el arranque cuando se registraron operaciones en los $ 18,13. Las órdenes de compra se fueron intensificando con el correr del día y presionaron sobre la cotización del dólar que alcanzó su máximo minutos antes del cierre cuando cotizó a $ 18,36.

El total operado en la fecha bajó un 21% frente al último viernes y totalizó u$s 632,8 millones, sin que por el momento se que haya detectado actividad del Banco Central.

“Los precios han alcanzado máximos históricos de la mano de una demanda por cobertura muy intensa que logra corregir la paridad cambiaria y sugiere que el ciclo de atraso cambiario tiene por estos días un inicio de fin”, señaló Quintana.

El valor que tocó este martes el dólar muestra que “se está actualizando la cotización más rápido de lo que el mercado esperaba”, sostuvo Fernando Izzo, de ABC Mercado de Cambios, más allá de que “todos sabían hace poco más de dos semanas que el dólar estaba atrasado”.

Entre los motivos de la disparada, Izzo mencionó la baja de la tasa de interés de las Lebac a largo plazo, y de las Letes en pesos del Tesoro; la necesidad de las empresas de pagar al exterior (giro de dividendos e importaciones); la venta de billetes que hacen en esta época del año los bancos para el público en general que demandan la moneda por vacaciones y para atesoramiento; los pagos en divisas que originan las tarjetas de crédito de consumo ya sea por compras y/o turismo; y la demanda por parte de los bancos para sus coberturas en sus posiciones dolarizadas.

Cuando todavía faltan tres días hábiles operativos para que termine 2018, el tipo de cambio registra desde el 1 de diciembre (día en el que tocó un mínimo mensual de $ 17,25) un avance del 6,4%, un dato que deberá tenerse en cuenta para las proyecciones para el año que viene.

En el mundo, a diferencia del mercado local, el dólar operaba con escasos cambios frente a una cesta de monedas, debido a que los operadores hicieron caso omiso a los positivos datos de inflación en Japón y a las minutas del Banco del país nipón que indicaron que las autoridades están a favor de mantener la política monetaria expansiva. En Brasil, incluso, la moneda estadounidense cayó un 0,6% a 3,31 reales.

Con la cotización del dólar tocando un nuevo máximo histórico en la plaza local, pasaba a un segundo plano la última reunión de política monetaria del año, donde se decidió mantener la tasa de referencia en el 28,75% anual.

En el mercado paralelo, por su parte, la disparada se exacerbó y el dólar blue se acercó decididamente a los $ 19, al volar 43 centavos (2,3%) a $ 18,90, su nuevo récord histórico, según el relevamiento de este medio en cuevas del microcentro porteño. En tanto, el “contado con liqui” sumó 25 centavos a $ 18,31.

A su vez, en la plaza de futuros del ROFEX, se pactaron u$s 997 millones, de los cuales el 30% fue en “roll-over” de diciembre, que saltó a $ 18,37, a enero, que cerró a $ 18,78, con una tasa implícita de 26,27%. El plazo más largo operado fue agosto, que llegó a los $ 21,11, con una tasa de 22,28%. Los precios subieron 24 centavos en promedio.

Por último, las reservas del Banco Central disminuyeron u$s 76 millones hasta los u$s 56.339 millones.

Nota original de ambito

También te puede interesar: