Febrero 25th, 2018

Con el impulso de las energéticas, el Merval ganó un 0,6% (en la semana trepó 1,2%)

El índice Merval aumentó un 0,6% este viernes y cerró en las 27.464,78 unidades, con la ayuda del buen recorrido que exhibieron las acciones del sector energético, más una buena jornada de los mercados de EEUU, que terminaron con nuevos récords.

Los activos domésticos volvieron a terminar en terreno positivo luego de la leve caída sufrida en la víspera, más allá del clima de mayor selectividad.

En una sesión con pocos negocios, el panel líder recibió el impulso de las acciones de Edenor (+6%); Transportadora de Gas del Norte (+4,5%); y Transener (+2,8%). El volumen en acciones alcanzó apenas los $ 465 millones.

Con el avance de este viernes, el Merval acumuló durante la semana una ganancias del 1,2%.

“La rotación en las carteras y los ajustes en la selectividad siguen a la orden del día, a la espera de ´drivers´ que permitan motorizar nuevas apreciaciones con una mayor decisión”, señaló un analista. 

Mientras tanto, en Wall Street tanto el S&P500, como el Nasdaq alcanzaron nuevos máximos, ante señales positivas desde la reforma tributaria en EEUU y la Fed, lo cual se combina con la esperanza de que se cumpla el tradicional “rally” de fin de año. 

En el ámbito local, en cambio, los inversores siguen más inclinados hacia una “mayor prudencia y selectividad, mientras monitorean las señales de la ´macro´ en busca de ´drivers´ que les permitan reanudar apuestas”, explicó un operador.

• Bonos, cupones y riesgo país

En el segmento de la renta fija, los principales bonos en dólares se cerraron con leve bajas, en sintonía con un retroceso de la divisa estadounidense en el mercado mayorista de cambios.

Entre los más operados, el Bonar 2024 cayó un 0,1%; el Discount bajo ley argentina, un 0,2%; y el Bonar 2020 perdió un 0,04%.

Del lado de los títulos en pesos, el Pro 15 ganó un 0,3%, y el Boncer 2021 cedió un 0,05%.

En cuanto a los cupones del PBI, volvieron a caer con fuerza por segundo día consecutivo – con la expeción del nominado en dólares con ley de Nueva York – luego de que no convenciera al mercado el dato del Estimador Mensual de la Actividad Económica (EMAE) de septiembre.

El INDEC informó el jueves que el PBI creció 3,8% interanual, un 0,1% intermensual, y un 2,5% en los primeros 9 meses del año. Recordemos que el pago del cupón se gatilla si la economía alcanza una expansión del 3% este año, una posibilidad que ayer pareció comenzar a desvanecerse.

Tras caer hasta 5% el jueves, este viernes las pérdidas superaron en algunos casos el 4%: el TVPP (en pesos) se hundió un 4,3%; y el TVPA (en dólares con ley argentina) cedió un 3,2%. En cambio, el TVPY (en divisas con ley de Nueva York) rebotó un 0,5%.

Analistas esperaban un dato más robusto de la economía en septiembre para que el pago del cupón sea una realidad, dado que en el cuarto trimestre de este año se estima una desaceleración del PBI por varios factores. Federico Furiase, director Eco Go (Ex Estudio Bein) explicó a ámbito.com que “el mercado se había subido a la expectativa de que este año se podía crecer arriba del 3%, lo que gatillaba el pago del cupón. Pero el dato de crecimiento mensual de apenas 0,1%, desinfló el ánimo de los inversores”.

Es que para crecer por encima 3%, en el cuarto trimestre el PBI debería expandirse 1,1%, después del 1,3% del tercer trimestre, y eso “va a estar complicado”, aseguran en el mercado.

Sucede que para el cierre del año se prevé “un freno en la obra pública, la reducción de los préstamos Argenta, más el impacto de la suba de tarifas de noviembre y diciembre en el salario real; sin dejar de lado el efecto de las tasas de interés”, analizó Furiase. De todos modos, el director de Eco Go resaltó que “lo que define o no el tractivo del cupón de mediano plazo es el año de empalme de la nueva base” que aún debe definirse. En ese sentido, explicó que “si el año de empalme es 2012, el cupón tiene atractivo a estos precios, pero si el empalme es con años anteriores (de 2004 hasta 2008), el cupón pierde atractivo como inversión por eso el factor de incertidumbre más importante es el año de empalme”.

Por último, el riesgo país medido por la banca JP.Morgan caía dos unidades a 361 puntos básicos.

Nota original de ambito

También te puede interesar: