Noviembre 19th, 2017
09/09/2017 - Sin categoría

Levantaron el paro de micros de larga distancia y se normalizaba el servicio

Este sábado por la mañana la situación se había normalizado bastante en la terminal local luego de la medida de fuerza decretada por los choferes de colectivos de larga distancia. La actividad igualmente estaba reducida. El detalle

Tras 36 horas de paro, los choferes de micros de larga distancia nucleados en la Unión Tranviarios Automotor (UTA) levantaban a partir del mediodía la medida de fuerza que afectó los servicios desde el jueves a la medianoche, tras haber llegado a un acuerdo con el sector empresario quienes reconocieron la resolución del Ministerio de Trabajo de otorgar un aumento del 21%, según adelantó a Télam el secretario de prensa del gremio, Mario Caligari.

La medida que durante un día y medio afectó a las empresas Flecha Bus, Vía Bariloche, San José y TATA, entre otras, y se había iniciado a la hora cero de ayer.

Ayer el titular de la Unión Tranviarios Automotor, Roberto Fernández, le explicó a Télam que "las empresas Flecha Bus, Tata, San José y Vía Bariloche no abonaron los aumentos salariales dispuestos por una resolución del Ministerio de Trabajo, lo que imposibilita a los pasajeros viajar a través de estos medios de transporte hacia 1.600 puntos en el interior del país".

Por otra parte, Fernández denunció que en la terminal de Retiro había empresas de larga distancia que mantenían "cerrados los portones y no permiten salir a ninguna unidad": Por su parte el portavoz de Celadi, Gustavo Gaona, negó categóricamente que las empresas realizaran un ‘lock out’ patronal y aseguró que "hay delegados de UTA que paralizaron otros servicios".

Los representantes de la empresa dijeron ayer que ellos no habían firmado "ningún compromiso salarial" y responsabilizaron al Ministerio de Trabajo por haber dictado una resolución "disponiendo un aumento salarial del 21 por ciento, que nosotros recurrimos".

Asimismo, responsabilizó al Ministerio de Transporte porque "no se cumplieron los compromisos asumidos desde esa cartera referidos a la falta de un nuevo marco regulatorio que impide a este servicio público readaptarse a las necesidades del usuario, quedando en desventaja frente a otras modalidades de transporte".

También, luego de denunciar "el crecimiento sostenido de servicios irregulares bajo la mirada indiferente de las autoridades de control", Gaona dijo que otro de los problemas "es el constante aumento de todos los costos que las compañías evitan trasladar a la tarifa para detener la caída de pasajeros" y, también, "la quita irregular de compensaciones, únicamente al ómnibus de larga distancia".

Finalmente, Gaona aseguró que, "lamentablemente", el servicio se encontraba "interrumpido en una importante cantidad de empresas" y negó que las empresas hayan firmado un acuerdo salarial con los trabajadores. 

"No se firmó absolutamente nada. Desde hace un tiempo a esta parte, las empresas están teniendo una serie de dificultades en la actividad e, incluso, algunas pagan los salarios en dos o tres pagos. No nos desentendemos ni nos oponemos al pedido de incremento de la UTA, pero planteamos la imposibilidad de acceder al mismo", planteó Gaona.

El pasado 18 de agosto, el Ministerio de Trabajo frente a la falta de acuerdo entre las partes, determinó la suba de 21 por ciento, en tres tramos (agosto, octubre, y enero de 2018), una medida que se oficializó el 28 de agosto con la publicación de la resolución en el Boletín Oficial.

Se espera que en horas del mediodía de normalice la situación y se retome el normal funcionamiento de la totalidad de las empresas de micros de larga distancia, realizando sus frecuencia en horarios habituales.

En Rosario

Según informó el periodista Jonatan Raimundo en el programa Esto se baila así (Radio 2), el ritmo en las ventanillas de la terminal de ómnibus Mariano Moreno de Rosario se había recuperado bastante este sábado por la mañana.

Sin embargo, no había mucho movimiento de pasajeros por la medida de fuerza que se lanzó ayer y porque tres empresas importantes continuaban con el paro por tiempo indeterminado. Era Flecha Bus, San José y Nuevo Expreso. Con el levantamiento del paro decretado al mediodía, estas firmas comenzaban a retomar los servicios. 

El paro fue lanzado por el gremio Unión Tranviarios Automotor (UTA), advirtiendo que los empresarios “se niegan” a pagar el 21% de aumento autorizado por el Ministerio de Trabajo tras la negociación paritaria.

Nota original de Rosario3

También te puede interesar: