Noviembre 17th, 2017
05/09/2017 - Sin categoría

Juan Ignacio Chela, sobre el dolor en el aductor de Diego Schwartzman: "Se hizo un estudio y no salió nada grave"

NUEVA YORK.- Diego Schwartzman jugó un partido épico. Era la primera vez que competía en los octavos de final de un Grand Slam, y luego de vencer a Lucas Pouille por 7-6 (7-3), 7-5, 2-6 y 6-2, avanzó a los cuartos de final del US Open. Pero prácticamente no festejó, porque desde el 2-5 del tercer set sufrió una contractura en su aductor derecho. En diálogo con LA NACIÓN, su entrenador Juan Ignacio Chela afirmó que no es “nada grave” y llegará “bien” para el duelo contra el español.

Bajo un sol impiadoso y el aliento del público desde las tribunas de la cancha 1 de prácticas, el Peque se entrenó por 40 minutos, con la mirada atenta de su preparador físico, Martiniano Orazi. Practicó con Chela sin llevar a cabo mayores esfuerzos. Debe recuperarse para el partido. “El domingo (Schwartzman) terminó con bastante dolor en el aductor y asustado. Hizo todo lo que tenía que hacer para recuperarse. Hoy se hizo un estudio y no salió nada grave, es una contractura. Todavía tiene una molestia, pero tiene mucho tiempo para el partido y creemos que va a llegar bien”, afirmó su entrenador.

En cuanto al dolor en el aductor y el partido que jugó ayer su pupilo, Chela dijo que, en cierto modo, la contractura lo ayudó que soltara su juego: “Creo que un un punto le sirvió porque llegó al final del partido sin pensar que tenía cerrarlo, que es muy difícil eso. Estaba enfocado en el dolor, en cómo iba a seguir jugando y cuando se quiso acordar estaba 5-2 arriba en el cuarto. Y creo que también a Pouille le afectó mucho. Comenzó a errar, se notaba que estaba jugando su cabeza con el dolor de Diego porque le tiraba drops. Se fue un poco de foco”. Y añadió: “Diego se soltó porque no le quedaba otra, que no podía quedarse atrás, pasar 10 pelotas por punto porque no le iba a dar la pierna. Entonces, se puso preciso y lo pudo cerrar”.

Sobre los drop shots que Pouille empezó a jugarle al Perque para exigir su aductor, Chela expresó que es algo normal y no está mal visto en el circuito: “Dijo ‘lo voy a hacer correr´. Vos querés que el otro se retire, entonces querés hacer todo lo posible para que se termine el partido. Lo voy a hacer correr, lo voy a desgastar más hasta que no pueda correr. Diego se asustó mucho en un momento, llamó al trainer, se trató, se puso una venda en la pierna derecha, y después se fue sintiendo mejor. Y al final del partido, después corría casi normal”.

Nota original de Canchallena

También te puede interesar: