Noviembre 22nd, 2017
01/09/2017 - Sin categoría

Argentina fue superior, pero no pudo quebrar a Uruguay y sigue complicada en la tabla

El seleccionado argentino, en el debut de Jorge Sampaoli como DT en partidos oficiales, fue el dominador excluyente, manejó el trámite y el balón en la mayor parte del trámite, pero no pudo quebrar el cero ante Uruguay y sigue en zona de repechaje en la tabla de las Eliminatorias Sudamericanas.
Es cierto que el equipo de Sampaoli fue más agresivo y más punzante, y que tuvo las pocas chances que ofreció el partido, pero le faltó encontrar más continuidad en algunas sociedades que amagaron con florecer, pero les faltó profundidad para poder estampar en el arco rival esa supeioridad que mostró en el juego.
Tras un primer tiempo disputado que se jugó lejos de ambos arcos, el equipo de Jorge Sampaoli busca romper la igualdad.
Los primeros minutos del partido mostraron al elenco albiceleste intentando adueñarse de la pelota y manejar los hilos del partido. Pero fue el conjunto Charrúa apareció mejor parado y se impuso en el juego.
Sin ser visto ni generar demasiado el local rondó por el arco de Sergio Romero, y sólo debió replegar todas sus líneas con un córner en contra durante el primer cuarto de hora.
La primera jugada de verdadero peligro del elenco argentino llegó a la media hora de juego. Lionel Messi apeló a la individual, ingresó al área tras desbordar por la banda derecha, remató cruzado y su tiro salió por el segundo palo mientras Angel Di María se estiraba para intentar empujarla al fondo de la red.
Todo el peligro que radicó esa jugada quedó totalmente anulado con la respuesta del dueño de casa. A los 37′ Chiquito Romero tuvo una floja respuesta tras un remate de larga distancia y le dejó la pelota servida al delantero Cavani, pero se recuperó rápidamente y le tapó la pelota de gol al mediocampista Vecino.
Pero rápidamente Leo Messi dijo presente. Tras una jugada asociada con Dybala La Pulga entró por el centro del área y remató desde el punto del penal pero el arquero Muslera le acalló el grito de gol volando a su derecha.
Embed

Después no hubo tiempo para mucho más. El primer tiempo se desvaneció y dejó la sensación de que a Argentina le costó acomodarse y que no encontró los espacios a la hora de avanzar.

El arranque del complemento entregó otro semblante, con un equipo argentino más agresivo e incisivo, con Messi muy activo y una mayor participación de sus compañeros de ataque, mientras que el local se paró decididamente de contra.
En ese contexto, la albiceleste monopolizó prácticamente el balón, los del medio se adelantaron, Di María preocupó por izquierda y el Laucha Acosta por la derecha y Messi encontró sociedades en sus compañeros de ataque.
Así lo tuvo el seleccionado albiceleste en un tiro libre de Messi desde lejos, que Muslera mandó al córner.
Embed

Esa jugada fue una de las más claras y también una de las últimas de peligro que tuvo el equipo argentino ante un rival que estaba cada vez más metido cerca del arco defendido por Muslera, y dejó muy claro a lo largo de los 90 minutos que el objetivo era no perder.

Así se consumió el primero partido de Sampoali como DT del seleccionado argentino en el que el equipo mostró mejorías desde el juego, aunque todavía deberá trabajar mucho si quiere conseguir el pasaje directo al Mundial de Rusia.

Nota original de La Capital

También te puede interesar: